Eurobonos

¿Solución a la crisis financiera europea?

Cada vez son más los líderes europeos que ven en los eurobonos la solución (o parte de ella) a la crisis financiera, ya que incrementarían la estabilidad y apoyarían el crecimiento, beneficiando a los países más castigados por la crisis financiera, permitiendo acceder a préstamos más baratos y controlando mejor las futuras crisis  en europa.

Entre los partidarios de los eurobonos que se han posicionado claramente a favor se encuentran el primer ministro Luxemburgués, Jean-Claude Juncker, el Ministro de Economía de Italia, Giulio Tremonti, el primer ministro de Grecia, George Papandreou y el ex presidente español, Felipe González, entre otros.

El presidente de la Comisión Europea, José Manuel Durao Barroso y el presidente del Consejo Europeo, Herman Van Rompuy, consideran que los “eurobonos” es una idea interesante pero que debe de madurar antes de exponerla abiertamente.

Pese a las reticencias de Alemania y Francia, la Comisión Europea lanzo el pasado 6 de enero una emisión de eurobonos por valor de 5.000 millones de euros con vencimiento a cinco años. La emisión conto con una demanda tres veces superior a la oferta y se agotó en una hora.

Francia es partidaria de crear un Tesoro Europeo, junto con Alemania y el resto de miembros que respeten el límite del 3% de déficit, que se encargue de la gestión de la deuda de los miembros de la UE.

Alemania sigue sumida en un error conceptual, ya que solo mira el corto plazo y el comportamiento de su deuda soberana.  La economía alemana se basa en las exportaciones y la mayoría de las exportaciones las realiza al resto de la UE. Si retrocedemos en la construcción europea y se debilita el euro, se debilita Alemania a medio y largo plazo.

La emisión de eurobonos es beneficiosa para toda la UE, incluida Alemania; una fuerte emisión de eurobonos sería equiparable a lo que ocurre en EE.UU. con su deuda federal, y que tan buen resultado le está dando.